Lentes de contacto progresivas.

lente-progresiva

El aumento del envejecimiento de la población da lugar a un número mayor de personas présbitas. La presbicia aparece entre los 40 y 45 años de edad, se produce la reducción de la amplitud de acomodación, debido a cambios degenerativos, es por tanto una condición fisiológica y no patológica. Los síntomas son visión borrosa en cerca, dificultad para mantener la lectura, problemas para realizar trabajos precisos en distancias cortas, fatiga ocular, dolor de cabeza, entre otros.

En el campo de las lentes de contacto esto ha supuesto un gran reto, el poder garantizar con unas lentillas el poder ver tanto en visión de lejos como en visión de cerca.

Las Lentes de contacto progresivas, la graduación varía de lejos a cerca mediante círculos concéntricos. El diámetro pupilar influye en este caso y no todos las pupilas reaccionan siempre de la misma manera.

En nuestro equipo contamos con la Dra. Elena Tomás, que ha realizado su tesis doctoral sobre este tipo de lentes de contacto.